Adobe se da por vencido y saca a Flash de los móviles

09-11-2011

Desde que Apple anunció que sus aparatos móviles (iPhone, iPod Touch y el iPad) no incluirían la capacidad de reproducir Flash y jamás la añadirían, todo ha ido cuesta abajo para el que era (y tal vez sigue siendo) una de las partes más importantes de la web.

Flash fue el primer ambiente de desarrollo que permitió crear animaciones y programación compleja del lado del cliente para sitios web. Implementó por primera vez cosas que hasta ahora podemos hacer con javascript y canvas, muchas otras todavía no pueden hacerse.

Tuvo mucho éxito y se calcula que más del 96% de las computadoras tienen el reproductor de Flash instalado, lo cual lo convirtió prácticamente en la primera opción para muchos que necesitaban desarrollar un sitio. El problema fue que muchos diseñadores mal-usaron Flash para hacer sitios pesados, inaccesibles e inútiles, metiendo cosas sólo porque se puede y sin pensar en el usuario final.

Sin embargo, los obstáculos más grandes para Apple fueron que: 1) es un ambiente cerrado, bajo control de Adobe (liberaron el lenguaje después, pero no Flash Player) y a Apple no le gusta ceder control en nada, y 2) se convirtió en un software demasiado pesado, complejo y con grandes requisitos de hardware.

Esto último fue de mucho peso en la decisión de Apple de no incluir Flash en sus dispositivos. El tremendo consumo de potencia del CPU y de batería simplemente lo hacen demasiada carga para un aparato móvil.

En vez de Steve Jobs decidió que si había que presentar contenido rico en la web éste debería hacerse con estándares (HTML, CSS y JavaScript). Por supuesto esto alegró mucho a los que llevamos varios años abogando por lo mismo. Al mismo tiempo provocó una serie de críticas basadas en que estos aparatillos no podrían mostrar la verdadera “web”, presentar una parte importante del contenido que existe en ella, sobre todo la enorme cantidad de videos que dependen de Flash Player para reproducirse.

Tal vez las críticas hubieran tenido más fundamento si los dispositivos de Apple no hubieran resultado tan populares. Los que resultarían perdiendo no fue Apple, sino los dueños del contenido que ahora no se podía ver en el sector de más rápido crecimiento entre visitantes de la red. Muchos sitios mudaron su contenido a estándares, abandonando Flash casi por completo.

Esto no detuvo a Adobe, quienes desarrollaron una versión de Flash Player para dispositivos Android, pero nunca funcionó bien. Es lento, consume mucha batería y no soporta todas las funciones. Un sitio desarrollado en Flash para el escritorio simplemente no funciona nada bien en un teléfono, aunque pueda verse. Por lo menos los videos sí se ven bien.

Pero el problema más grave fue que la gente se dio cuenta que realmente no necesitan Flash, no se le extraña. Así que al fin Adobe ha decidido tirar la toalla, y anuncian que no desarrollarán más Flash Player para móviles.

Esto no significa la desaparición de Flash, va a continuar como aplicación para desarrollar contenido en la web, pero ahora junto con el tradicional swf también va a generar aplicaciones en formato nativo para Android, iOS y tal vez otros sistemas móviles (usando Air como plataforma). Flash Player va a seguir existiendo para PCs (Mac, Windows y Linux).

No está aún claro si esto quiere decir que también va a poder compilar animaciones en canvas y JavaScript, es decir, apegadas a los estándares de la web, pero no se antoja imposible.

Por otra parte, Flash aún ofrece funcionalidad que no es posible recrear con estándares, así que es muy poco probable que desaparezca por completo. Por lo menos pronto.

Roberto Baca

Escribo cosas de vez en cuando