El tracópodo mágico de Apple: reporte de uso

19-10-2010

El tracópodo mágico en su ambiente natural. Foto de Fabrico vía Flickr.Hace un par de meses o algo así Apple presentó un nuevo periférico llamado Magic Trackpad. Como el nombre me da tirria desde entonces le digo tracópodo mágico. Me gusta más como suena.

El aparato es una tablita de unos 10cm por lado que hace juego con un teclado de Apple y sirve para controlar el cursor usando la punta de los dedos como si se tratara del tracópodo de una portátil.

Antes de dar mi opinión debo confesar que a mí nunca me gustaron los ratones de computadora. Se me hacen toscos, imprecisos y hacen que te duela el brazo después de un tiempo. En casa uso una tracobola, pero mi dispositivo de control ideal sería una combinación entre el mando del Wii y un gatillo de pistola.

Pero en lo que llega este dispositivo ideal u otros como la toquibola y la toquisfera, este nuevo aparatejo creado por Apple es un avance bastante bienvenido.

Después de tardar como hora y media en la instalación (porque las estúpidas instrucciones de Apple están del nabo y además mal y hay que instalar un controlador de 90MB, actualizar el sistema operativo y reiniciar dos veces, sí, en la Mac, no en Windows) y configurar nuestras preferencias, el uso del tracópodo es bastante fácil y rápidamente me acostumbré a usar varios gestos para diversas acciones.

Es muy rápido aprender los gestos básicos y en unos minutos los estás usando como si nada. Hay gestos más avanzados que tal vez sea más difícil recordar, pero nada que te impida disfrutar tu computadora como siempre.

O, mejor que nunca. El tracópodo mágico se adapta perfectamente a OS X y es una gozada usarlo. Es bastante preciso, aunque no lo he usado todavía para cosas que requieran una exactitud extraordinaria. También responde muy ágilmente.

El tracópodo mágico te permite hacer lo mismo que harías en un portátil o un iAparato (iPhone o iPad): pinchar para hacer zoom, deslizar ventanas con los dedos, pasar páginas con un gesto, etc.

Incluso veo como este dispositivo se podría adaptar a juegos. Actualmente la mayoría están orientados a usar el ratón, pero definitivamente podrían adaptarse a usar un control multitáctil como el tracópodo mágico. Cosa de inventar gestos intuitivos que no estén basados en los movimientos del ratón.

En definitiva, creo que el futuro será cada vez más táctil y dispositivos como el tracópodo mágico serán la regla.

Roberto Baca

Escribo cosas de vez en cuando