Turntable.fm comparte música con estilo (actualizado)

Hay muchos servicios para compartir la música que te gusta con tus amigos, blip.fm, last.fm, spotify.com, etc. pero creo que Turntable.fm es el primero que realmente me gusta y se me hace verdaderamente entretenido, así como para pasar horas en él.

El servicio está todavía en Beta privada, o sea que solo puedes acceder con invitación o si uno de tus amigos en Facebook ya está en Turntable. Yo no sé quien de mis amigos esté, pero entré con mi cuenta de Facebook sin problemas.

Una vez que entras puedes elegir ir a uno de los muchos cuartos donde hasta cinco DJs se turnan para poner música, o abres uno cuarto propio, privado nada más para los cuates, o abierto a todo mundo.

En el cuarto de Turntable.fm

Cualquier puede poner música si agarran uno de los espacios para DJs, armas tu lista de canciones y se van tocando por turnos. La diferencia es que en el cuarto también hay una audiencia escuchando y esto pueden votar a favor o en contra de la canción que escuchan. Si el DJ gusta y la canción gusta, van ganando puntos, y con estos puntos los DJs pueden ir ganando cosas virtuales como nuevos avatares y…. nada más. Bueno, como que en esta parte todavía les falta un poco.

Pero todo lo demás es bastante divertido, se ve bien acabado para ser un producto en Beta y ya llevo muchas horas paseándome entre cuartos con música de los ochenta. Tiene de donde mejorar, pero es un servicio muy divertido.

Actualización

Ni 24 horas después de haber escrito este post, turntable.fm cerró sus puertas a los visitantes fuera de Estados Unidos gracias a restricciones de licencias que datan de hace 100 años. Igual que le pasó a Pandora. Espero que algún día lo puedan solucionar, a diferencia de Pandora. Por lo menos last.fm sigue dando acceso a gente de todo mundo mediante un módico pago.

Una solución a Ning: BuddyPress

Los que tenemos redes en Ning sabemos ya la noticia de que este servicio de redes va a cerrar su modalidad gratuita y empezará a cobrar. Mucha de estas redes no tendrán a donde moverse, pero si tienes un servidor y la posibilidad de instalar WordPress una solución puede ser BuddyPress, la red social que se coloca encima de WordPress.

La gente de BuddyPress incluso ha desarrollado un importador de Ning a BuddyPress el contenido de tu red. Definitivamente le voy a echar un ojo, ya que mi grupo de amigos de la secundaria se ha quedado sin plataforma (bueno, a partir de mayo).

Google y su Buzz

Hace como una semana Google lanzó un nuevo producto que pretenden sea su entrada directa al mercado de las redes sociales (aunque ya llevan un rato dentro de las redes sociales, pero más como funcionalidad paralela de algunos productos más que como una razón central). Google Buzz se aventó así casi sin decir “¡agua va!” a un público que reaccionó medio sorprendido y medio enojado. Más o menos como cuando el monolito se les aparece a los simios en la película de 2001: Odisea en el Espacio.

Parte de las reacciones iracundas tienen buen fundamento: Google se activó sin permiso, le dio acceso a tu perfil incluso a personas que tú no quieres que vean tu perfil, se siente como si te estuvieran obligando a participar, etc.

Pero otra reacciones son menos fundamentadas y más un acto reflejo: no quiero aprender otra red social (nadie te está obligando), no es como twitter (no tiene por que serlo), no le veo utilidad (no tiene por que tenerla).

En realidad, como todos los productos anteriores de Google, Buzz empieza como un Beta y se va a quedar como Beta durante un periodo muy muy largo, aunque Google ya no les llame Betas.

Esto quiere decir que los cambios, aditamentos y mejoras a Buzz van a ser constantes, sobre todo en los próximos meses. Esto hace muy difícil el decidir si usar Buzz o no.

Bueno, suficiente ¿qué es Buzz? Creo que sería más fácil empezar por decir lo que no es: no es Facebook, no es Twitter, no es Google Wave. Tiene ciertos parecidos, como toda red social puedes añadir contactos y compartir contenido.

Google Buzz es más como FriendFeed, un agregador del contenido que produces en otros lados y que puedes compartir con tu red para que comenten y enriquezcan.

La interacción pretende ser inmediata pero no lo es tanto, sufre de algunos problemas de sincronización y es difícil encontrar el contenido que de verdad te interesa.

Ahora es muy pronto para recomendar Google Buzz, pero sería muy estúpido darlo por descontado en este momento. A Facebook le llevó algunos años llegar donde está, igual a Twitter. Buzz tiene el respaldo de Google y estos han demostrado estar dispuestos a cambiar y corregir el servicio para ajustarse a sus usuarios.

La manera en que lo usaré será más para publicar mi activida que para seguir la actividad de alguien en particular. Pero, no se equivoquen, la funcionalidad de Buzz puede aumentar muchísimo en unos meses, sobre todo cuando liberen las interfaces de programación, y su potencial es altísimo.

Si no tienen una cuenta de Google Mail vayan sacando una ahora. La participación en Buzz por el momento no es esencial, pero si Google realmente lo considera tan importante como parece no duden que esto cambie en algunos meses.

Recuerden que Twitter pasó cerca de dos años como un servicio de nicho, casi exclusivo de geeks y diseñadores web, hasta que un buen día explotó (con todo y ballena). Google Buzz tiene la capacidad de hacer lo mismo.

Guía para interactuar en medios sociales hecha por una empresa de 40,000 personas

Es imposible realmente impedir que los empleados de una gran empresa abran una cuenta en uno de los muchos medios sociales que existen, como Facebook, Twitter y otros, y tarde o temprano hablarán sobre sus trabajos. Con tantas noticias de despidos de gente por criticar a sus patrones en los medios sociales o hacer algo que no fue bien visto por ellos es muy agradable lo que está haciendo esta empresa.

Telstra, la empresa australiana de telecomunicaciones, puso a disposición de sus empleados, y de todo el mundo, una guía interactiva sobre como deben comportarse en los medios sociales. Es una gran idea muy bien realizada. En vez de bloquear a sus empleados el acceso a herramientas como Twitter y Facebook les han pedido que usen las 3Rs: Respeto, Responsabilidad y Representación.

Cuando un empleado de la empresa, sea que hable a nombre de esta o no, use una red social debe tener en cuenta estas tres cosas y ser respetuoso con los demás, asumir la responsabilidad de lo que se va a decir y compartir, y que aunque no quieran mucha gente los verá como representantes de la empresa.

La guía cubre muchos escenarios y situaciones que se pueden dar en medios sociales y como esperan que el empleado las resuelva. Es una muy buena medida por parte de esta compañía que admite que aunque el uso de medios sociales puede ser arriesgado para ellos, con buenas políticas se pueden compensar y convertirlos en algo positivo para ellos.

¿Hay una estrategia o política sobre medios sociales en tu empresa? ¿Crées qué se debería implementar una?