Como elegir una buena cámara fotográfica

Ya están aquí las posadas, la Navidad y el Año Nuevo con sus reuniones, regalos, piñatas, amigos borrachos tirados en el pavimento, etc. y para esas ocasiones es indispensable tener una cámara a la mano.

Celular vs cámara

Mucha gente tiene celulares hoy en día con una cámara relativamente buena ¿para qué queremos una cámara separada entonces? En muchos casos el celular puede ser suficiente, pero incluso las cámaras más baratas cuentan con sensores más grandes y mejores lentes, lo que permiten tomar fotos de mejor calidad en situaciones donde una cámara de celular no sería capaz de tomar una buena foto. Esto puede ser importante sobre todo si piensas imprimir o ampliar las fotos.

Las cámaras de los mejores celulares pueden tomar buenas fotos, pero estamos hablando de aparatos muy caros. Si solo quieres una cámara y tienes un celular de medio cachete, en vez de gastar un dineral en un teléfono caro puede ser más conveniente gastar en una buena cámara que cueste una fracción.

Camara_iPhone5S

La cámara del iPhone 5S es excelente, pero si se trata solo de tomar fotos una buena cámara compacta puede obtener resultados iguales o mejores por un precio menor. Foto de Simon Yeo.

Zoom óptico vs digital

De las cosas que se imprimen más grandes en la caja o en la publicidad de una cámara es lo del zoom, o sea que tanto te puedes acercar a la imagen. Lo escriben en x, o sea que tantas veces se hace más grande, pero esto siempre partiendo del acercamiento mínimo de la cámara, que puede que sea un alejamiento. Por ejemplo, una cámara dice tener zoom de 4x, pero si su lente está hecho para que las cosas que están a 2 metros de distancia normalmente se vean como si estuvieran a 4 metros, entonces con el 4x las cosas que están a 2 metros se verán como si estuvieran a 1 metro. Es decir, ese número no tiene nada que ver con lo que verás en los resultados reales. Pero nada que ver, la verdad es que un número bien inútil.

Otro numero que se pone bien grandote es el zoom digital, que es un zoom “virtual” y no es otra cosa más que la cámara agrandando la imagen pero sin añadir ningún detalle. Las cosas agrandadas con el zoom digital se ven borrosas y planas. Nunca lo uses. Y como nunca lo vas a usar, pues no importa que tan grande sea este número.

O sea, cuando se trata de zoom, no le hagas mucho caso a lo que dice la caja, pero cuando estés haciendo comparaciones fíjate en lo que dice el zoom óptico e ignora el digital. Y busca información que diga “equivalente a 35mm” (por lo general está en las letras pequeñas, si viene). Mientras mayor sea este número más grande será el verdadero zoom máximo.

Megapixeles

Otro número al que no hay que hacerle mucho caso. A menos que imprimas en grandes formatos o necesites mucho detalle en las fotos para poder recortar áreas pequeñas y que se vean bien. Una cámara con un sensor de 20 megapixeles no necesariamente tomará mejores fotos que una con 5 megapixeles.

Tamaño y peso

Ahora pasemos a las cosas en las que hay que empezar a fijarse. Tal vez la primera sea el tamaño. A uno no le gusta mucho andar llevando cosas pesadas por ahí, sobre todo si es nada más por si acaso llegamos a tomar alguna foto. Una cámara compacta se puede cargar fácilmente y pesa muy poco, por lo que la podemos llevar a todas partes sin tener que pensarlo.

Por otro lado las cámaras grandes y pesadas tienen mejores lentes y sensores de mayor tamaño que los hacen recoger más luz y obtener fotos de mejor calidad. Esto es muy importante si quieres tomar fotos semiprofesionales o en condiciones de luz pobre. También si quieres tener lentes intercambiables y filtros para diferentes tipos de foto.

Flexibilidad vs complejidad

Casi todas las cámaras tienen un modo automático en el que nada más apuntas y disparas. La computadora de la cámara analizará la imagen y elegirá los mejores parámetros para la foto, o sea apertura, velocidad, enfoque, etc. De lo único que debes preocuparte es de la composición y no cortarle la cabeza a la gente.

Muchas, la mayoría, tienen además modos preprogramados para situaciones como fotos de noche, panorámicas, en movimiento, retratos y otros. La cámara tomará en cuenta esto y ajustará sus parámetros según el modo que hayas elegido. Por ejemplo, si es un retrato buscará usar la menor apertura posible, si es una foto con movimiento usará mayor velocidad para congelar la imagen, y así. Tienen mayor flexibilidad pero tienes que pensar en que modo de imagen utilizar para obtener el mejor resultado.

Pero ¿qué pasa si quieres hacer fotos que no caigan dentro de las situaciones preprogramadas? Si de pronto te encuentras con una cascada y no quieres congelar la imagen para que salga un velo de agua, entonces tendrás que manipular la apertura y velocidad de una manera que a la cámara puede no parecerle una buena idea.

Para eso está el modo manual que te da control sobre apertura, velocidad, enfoque y los demás parámetros de la cámara para obtener la foto que quieres. Esto quiere decir que tienes la máxima flexibilidad, pero debes conocer que es lo significa cada una de esas cosas. Por lo general está disponible de las cámaras semiprofesionales para arriba.

Not bad for not using a tripod!

Esta foto nocturna necesitó una apertura grande, exposición larga y muy buen pulso.

Si únicamente quieres una cámara que puedas apuntar y disparar sin tener que ponerte a pensar en como debes tomar la foto, entonces te conviene una totalmente automática. Posiblemente quieras que incluya algunos modos básicos como retratos y foto nocturna.

Pero si quieres ir más allá con tu fotografía o aprender un poco más sobre como tomar fotos, elige una con un modo manual.

Lentes intercambiables

Una de las más grandes diferencias entre una cámara compacta y una profesional es que a las profesionales le puedes cambiar los lentes, o sea puedes poner un lente grandotote para acercar mucho la imagen, o un lente macro para tomar fotos de objetos muy cercanos, un lente para condiciones pobres de luz o para retratos.

Las desventajas son, claro, tener que cargar con lentes adicionales que además se pueden caer y perder. El aro donde se colocan es un punto débil de la cámara y les puede entrar polvo. Además saber que lente usar y en que condiciones requiere algo más de esfuerzo y práctica.

Si no está dentro de tus ambiciones elige una cámara con un buen lente fijo. Te ahorrará complejidad y costo. Incluso si quieres aprender fotografía y estás empezando, una cámara con un lente fijo te ayudará a aprender sobre composición y a pensar en el tipo de imagen que quieres tomar en vez de clavarte en cosas técnicas. Y ya cuando domines la composición y entiendas como la cámara captura la luz, entonces puedes aprender sobre lentes y filtros.

SamsungNX

La línea NX de Samsung son cámaras que combinan un tamaño compacto con sencillez y la flexibilidad de lentes intercambiables. Foto de Nik Morris.

Tarjetas de memoria

Estos días es difícil encontrar una cámara sin ranuras para tarjetas de memoria. Si encuentras alguna que solo use memoria interna, no la compres. Las tarjetas de memoria te permitirán mucha mayor flexibilidad y espacio para guardar tus fotos.

A veces las cámaras vienen con una tarjetita que te sirve para unas cuantas fotos. Compra por lo menos otra con mayor espacio, pero no la de mayor capacidad. Si quieres mayor capacidad te recomiendo que compres varias de tamaño menor. Por ejemplo, ocho de 4GB en vez de una de 32GB.

Imagina que pasaría si pierdes tu cámara con la tarjeta de 32GB y una tonelada de fotos. En cambio, con varias tarjetas de 4GB puedes tener el resto de tus fotos a salvo y únicamente perderías la tarjeta que está en la cámara.

Por cierto, por esa misma razón, copia tus fotos a una PC o dos cada que puedas. Procura no tener una sola copia de tus fotos en ningún momento o luego vas a andar chillando.

Conclusión

Antes de comprar una cámara piensa en como la vas a usar, las características más importante para ti, y después mira las opciones dentro de tu presupuesto. No te dejes guiar por cosas técnicas como los megapixeles y el zoom, sino que se pueda adaptar al uso que quieres dar y, lo más importante, que se adapte a ti.

Cosas que espero para el próximo año

Estas son las cosas que espero que pasen en el 2010 en materia de tecnología, medios sociales, internet y eso. No son predicciones, son deseos.

Que alguien encuentre un uso para Google Wave. A pesar de ser una plataforma con buen potencial, el problema es que nadie le ha encontrado un uso que verdaderamente lo demuestre. Lo que a Google Wave le hace falta es un Killer App que haga que la gente lo adopte y experimente con nuevas aplicaciones.

Una manera de filtrar el ruido en medios sociales. Sitios como Facebook, Twitter, blogs, feeds, etc. son excelentes para recibir información de cosas que te interesan. Lo malo es que son todavía mejores para recibir información de cosas que no te interesan y cada vez es más difícil separar la señal del ruido. Es muy difícil de automatizar la separación porque lo que para mí es ruido para ti tal vez no lo sea y viceversa. Lo ideal sería una especie de inteligencia artificial que sepa distinguir lo que nos importa de lo que no tanto y que además nos pueda alertar sobre acontecimientos que no necesariamente nos importan pero que sería bueno saberlos.

Un API para atraerlos a todos y en el back-end unirlos. De las mejores cosas que pasaron en el 2009 fue la popularización de las APIs abiertas para crear servicios sobre servicios en línea. En el 2010 la tendencia debería continuar con la estandarización de las APIs, es decir, que podamos mantener más o menos el mismo código en nuestras aplicaciones aún cuando cambiemos de servicio, digamos de Picasa a Flickr o viceversa. ¿Sueño guajiro o pueden ser cosas cómo el YQL un antecedente?

Todo es una red social. Ya que estamos en lo de las uniones y eso, no estaría mal que nuestros comentarios, datos personales, artículos escritos, etc. pudiéramos compartirlos con ciertos grupos de personas. El uso de microformatos puede ayudar en esto, pero hace falta una estructura que pueda unir los puntos no sólo para identificar nuestra información, sino la de personas con la que nos relacionamos. Y, claro, tal vez más importante, proteger esta información.

Que la gente entienda que los navegadores sin diferentes. Todavía hay quien pide que sus sitios se vean igual en todos los navegadores, incluso los muy viejos como IE6. Aunque soy de la idea que debemos programar para todos los navegadores esto no quiere decir que en todos tengan que funcionar o verse igual. Deben funcionar y verse bien, que no es lo mismo.

El fin de las casas distribuidoras de contenidos. Las actuales distribuidoras se quejan mucho de las pérdidas por piratería y eso, pero en realidad ése no es ningún problema. Al contrario, a pesar de la piratería la libre circulación de sus productos al final les ayuda. El verdadero peligro para las distribuidoras estará cuando la gente deje de depender de ellas para hacerse de esos productos, que decidan cortar con el intermediario, vaya. Si empezamos a crear nuestro propio entretenimiento y a distribuirlo directamente a los consumidores, poco a poco iremos reduciendo nuestra dependencia en las grandes distribuidoras comerciales hasta que desaparezcan.

Estos son algunos de mis deseos para 2010 ¿Cuáles son los tuyos?

¿Destronará el Palm Pre al iPhone?

Escribe Eduardo Arcos en Alt1040:

Yo estaba convencido que nunca saldría un dispositivo que le quite atención al iPhone pero creo que estaba muy equivocado … No estoy seguro si superarán las ventas a Apple, si lograrán ofrecer mejor calidad o si “matarán” al iPhone, pero me queda claro que es un aparato sumamente interesante – Una demostración de la interfaz gráfica de la nueva Palm Pre

Eip. Palm parece que ha vuelto de las mismísimas garras de la muerte con un producto que se ve sensacional. No sé si desbancarán al iPhone, no creo, no parece que vayan a atacar al mismo mercado aunque sí se van a traslapar.

Sin embargo creo que sí le pondrán una buena corretiza a Windows Mobile, Symbian (Nokia), Blackberry y Android; sobre todo en el grupo de usuarios de BB o WM que tuvimos que dejar de usar nuestra Palm porque simplemente no había nada nuevo de su parte. También entre los “power users” del iPhone que no están a gusto con su insistencia en correr sólo una aplicación a la vez y la falta de copiar y pegar.

El grupo difícil va a ser el “trendy” porque seguramente Apple sacará alguna cosa para mantenerlos entretenidos, volviéndose una cuestión de cual tiene cosas más brillantes, se pone de “a muertito” y esas cosas.

Parece que todo está amarrado ya para que el nuevo listófono salga pronto y espero que los nuevos aparatos estén disponibles para cuando me aburra de mi actual teléfono y le pueda negociar un contrato a mi empresa telefónica para adquirir uno.

Voy a Ottawa y regreso

Hace mucho que no voy a Ottawa, y eso que vivo más o menos cerca. En autobús se hace uno alrededor de seis horas, en avión se hace menos pero prefiero gastarme ese dinero en comidas y chunches. Ya cuando sea viejo y decrépito entonces viajaré en avión.

Desafortunadamente nada más voy de entrada por salida porque llego el sábado por la mañana y regreso a Toronto esa misma noche. Me hubiera gustado ir más tiempo y poder quedarme en Montreal un par de días con mi prima, pero nada más para esto me alcanzaron las vacaciones.

En fin, en diciembre tengo más y a lo mejor entonces sí voy a Montreal. Mientras tanto, lo más importante de todo viaje son los preparativos, y lo más importante de los preparativos es la tecnología que lleves. En mi bolsa-portafolios metí lo siguiente:

  • Una cámara Nikon D40 con tres lentes: el de 18-55mm para tomas amplias, uno de 50mm que se abre hasta f1.8 para tomar fotos en los museos, y el de 70-300mm para acercamientos.
  • Una videocámara Sanyo de las chiquitas que guardan el video en una tarjeta SD, y un par de baterías de refresco (no duran nada).
  • Una chirriscomputadora Asus Eee 701, ya vi donde están los Starbucks y hotspots de Ottawa, je je.
  • El celulófono para mandar uno que otro twitt, foto o post desde la calle.
  • Revistas, libro y mapa. También tarjetas de memoria con algunas películas, los episodios de Heroes y House que no he visto y un par sin nada por si hace falta.
ottawa-trip

Mi maleta de viaje.

Lo que me impresiona de todo esto es que tanta tecnología, entretenimiento y posibilidades quepan en una maleta tan pequeña y nada más unos 4 o 5 kg de peso, lo bastante ligera como para andar por las calles y museos sin fatigarme demasiado, y la capacidad que le dan a uno de comunicarse, documentar el viaje y aprovechar mejor el viaje.

¿Alguien más quiere compartir sus implementos tecnológicos para viajar?

Multi-toques en Windows

Seguramente te habrás preguntado más de una vez:

¿Para qué tenemos tantos dedos? Son cinco en cada mano, diez en total, cuando a lo más necesito tres o cuatro para utilizar mi computadora

Microsoft se ha convertido en la última empresa que ha decidido aprovechar este exceso de dedos para hacer algo útil con ellos. Presentaron un video que dice demostrar la nueva característica de Windows 7 y se trata de la habilidad de reconocer múltiples contactos en una pantalla sensible al tacto:

Las personas atentas y de buena memoria se darán cuenta que este es el mismo tipo de tecnología que se presentó en TED sólo que con una gran diferencia: la tecnología presentada en TED usaba más de dos dedos para controlar la interfaz, cosa que permite una interfaz mucho más flexible y poderosa:

A pesar de eso suena interesante, y por lo menos la popularidad del iPhone y otros productos habrán acostumbrado a la gente a este tipo de cosas. Algunas personas más conservadoras dicen que nada los hará abandonar su teclado y ratón y que no van a comprar un monitor especial nada más para eso. Mientras que el grupo progresista están anunciando el fin de la era del teclado y ratón.

La verdad es que no hace falta comprar un monitor especial, con un aditamento especial cualquier pantalla se convierte en sensible al tacto. Son un poco caras por ahora pero con la popularización y competencia seguramente bajarán de precio. Y ni el teclado ni el ratón van a desaparecer, así como el teclado no desapareció cuando apareció el ratón. Simplemente es una nueva opción que complementa a los métodos que ya conocemos, va a aumentar nuestra interacción con la computadora, no a desplazar la ya existente.

Claro, no todo mundo puede esperar tanto tiempo para ver cuando terminan el dichoso Windows 7, a ver si no son otros siete años como con Vista. Así que si quieres disfrutar de esta tecnología ahora y tienes un wiimote por ahí puedes hacer lo que hizo este señor:

Hmm… por fin un buen uso para tanta pared blanca.